El Efecto Oreo

Vivimos en un mundo en el que el relleno de las galletas Oreo cada vez es menor…

… y los fans se quejan amargamente.

Eso leí el otro día.

Es una noticia real. Y es un hecho:

Las galletas OREO cada vez traen menos relleno…

… pero tienen un precio mayor.

Qué tragedia.

Pero no es un fenómeno extraño.

Pasó con los helados Magnum.

¿No te acuerdas siendo un chaval que te pedías un Magnum y te daban un mazacote de helado de chocolate relleno que era bestial?

Era el dinero mejor invertido en tu adicción al azúcar del día.

«Caro», sí, pero te quedabas a gusto con tu dosis.

Los Magnums de hoy son fácilmente un 50% más pequeños.

Por supuesto, también son un 50% más caros.

Y es más:

Existen los Magnum mini.

Prácticamente 2 bocados de helado.

Para los niños de ayer, que hoy están gordos, pero que reconocen su adicción al azúcar y no quieren renunciar al caprichito de comerse un mini Magnum de vez en cuando para llenar su vacío emocional.

Si has empezado a salivar, descuida. Que ya paro.

Pasemos a negocios.

Los negocios de hoy en día, en lugar de hacer las cosas como tiene que ser…

… lo están haciendo al revés.

Le ponen al negocio cada vez más relleno…

Y cobran menos.

No hombre no.

Fíjate en la industria del azúcar que ellos sí saben cómo hacer las cosas.

Empezaron con grandes cantidades para enganchar a generaciones.

Y cuando ya son adictos, lo que hay es que venderles las dosis más pequeñas, pero más caras.

Parece sencillo.

¿No?

Suscripción a la lista de correo